Como padres de familia y profesor de niños debemos tener la habilidad de detectar algún problema visual en los menores, pues mientras más rápido reciba atención mejor será su calidad de vida.

No es necesario ser oftalmólogos para reconocer que las niñas o niños tienen algún problema de la vista, pues basta estar atentos a ciertos síntomas y señales que los menores nos darán para inferir esto.

Entonces sí será necesario acudir con un especialista de los ojos para que haga los estudios correspondientes. Recuerda que una mala salud visual puede afectar negativamente en sus actividades escolares y vida cotidiana.

Los síntomas que puedes detectar en los niños son los siguientes:


  • Desvía un ojo
  • Mueve la cabeza al leer
  • Omite o añade palabras al leer
  • Cierra un ojo cuando lee
  • Se salta renglones al leer
  • Se pierde entre líneas
  • Tiene picor, escozor y lagrimeo en los ojos
  • Tiene una visión borrosa
  • Le duele la cabeza
  • Se frota seguido los ojos
  • Ve mal de lejos
  • Tienen un parpadeo frecuente
  • Le molesta el sol
  • Al escribir tiene un tamaño de letra irregular e inconstante
  • Se acerca mucho a la televisión, libros o cuadernos
  • Demuestra escasa atención a las tareas visuales

No dudes en acudir a Ópticas Lúmine, donde encontrarás la atención profesional que buscas para tu hijo.


Fuente: cnoo.es